PRÓXIMO OBJETIVO: BELARÚS

 

Enero de 2005


Continúa el retroceso del social imperialismo como consecuencia de los últimos coletazos de la revolución liberal-conservadora del siglo pasado .La mayor parte de los analistas militares coinciden en que Rusia no ha encontrado aún sus verdaderas fronteras definitivas y que de una forma curiosa, extrañamente implacable como los bronces de la música apocalíptica y desestructurada de Rostropovicht las fuerzas libertarias siguen modificando el mapa del Este.

Para fraseando al cardenal Richelieu podríamos decir que la revolución libertaria del Este de Europa, como la revolución francesa en su momento, aún no ha encontrado la dimensión final de sus cuatro puntos cardinales.


Veamos algunas claves.


El aislamiento de Belarús no solucionará los problemas estratégicos de su desarrollo.
El diario “Vremya Novostei”, considera que después del triunfo de la "revolución naranja” en Ucrania, “la comunidad democrática pondrá sus ojos inevitablemente en Belarús, la última zona de intereses de Rusia no controlada por la UE que guarda frontera con Occidente”.

Según un articulo aparecido en dicho diario, a la fecha, “Moscú sigue apoyando la política de Minsk pero se menciona cada vez más raramente la integración. Sin embargo, el año próximo, los bancos centrales de los dos países deberán haber concluido la preparación de la adopción del rublo ruso en calidad de medio de pago legal único en el territorio de Belarús, a partir del de 1 de enero de 2006”.

El diario indica asimismo que el retraso en la aplicación de esta decisión en todo un año (inicialmente se planeaba pasar al rublo como moneda única a partir del 1 de enero de 2005), significa destruir definitivamente la confianza en la idea de la integración monetaria”.

Según el rotativo, “los expertos del Fondo Monetario Internacional consideran que la unión monetaria de Belarús y Rusia no puede convertirse en operativa solo a condición de centralizar la política monetaria y de crédito de los dos países y de crear un banco central suficientemente potente para poner en práctica esta política, y queda por saber si Minsk está dispuesto a sacrificar una parte de su soberanía financiera, pero las tendencias aislacionistas que se dejan escuchar en las declaraciones del presidente Alexander Lukashenko provocan serias dudas”.

"La razón principal de la política aislacionista adoptada por las autoridades bielorrusas es la voluntad férrea de no permitir que procesos no controlados por el poder se desarrollen en los ámbitos político, económico, social y cultural", afirma desde las páginas de “Vremya Novostei” Oleg Manaev, director del independiente Instituto bielorruso de estudios socioeconómicos y políticos, quien agrega que “sin embargo, Minsk podrá solucionar de esta manera sólo cuestiones tácticas, pero nunca los problemas estratégicos de su desarrollo”.


"La tendencia de Bielorrusia a aislarse del mundo exterior se combina mal con la integración que prevalece en Europa", dice Manaev, quien señala que los representantes de los partidos políticos de oposición y de la sociedad civil, “son conscientes y en el futuro intentarán multiplicar los contactos con Oriente y Occidente“ y cita como ejemplo de ello el hecho de que el líder del Partido socialdemócrata de Belarús "Narodnaya Gromada", Nikolai Statkevich, felicitó en Kiev a Víctor Yushenko con ocasión de su victoria en las elecciones presidenciales en Ucrania.

Entonces, Statkevich, pidió a Yushenko “seguir atentamente la situación de la democracia en Belarús”, y el presidente ucraniano electo prometió “no olvidar a Belarús

GEORGIA

Serguéi Shamba opina que la independencia de Abjasia no es tema a discutir con las autoridades de Tbilisi.

Durante el proceso negociador con la parte georgiana los temas de soberanía e independencia de Abjasia "jamás se han discutido ni se discutirán", expresó en Sujumi Serguéi Shamba, vicepresidente del Gobierno y ministro de Relaciones Exteriores de esta república secesionista.

Al mismo tiempo, Shamba manifestó que Abjasia nunca había renunciado a sostener negociaciones de paz con Georgia y está dispuesta a reanudarlas tan pronto concluyan los procesos electorales en Abjasia.
"No importa si Abjasia sea reconocida o no por la comunidad mundial en los próximos tiempos, es absolutamente evidente que debemos mantener con Georgia un diálogo sobre nuestras relaciones recíprocas, porque somos vecinos y tenemos numerosos problemas pendientes de solución", consignó Shamba, destacando que "los dirigentes de Abjasia mantendrán el proceso negociador precisamente bajo este ángulo".

El vicepresidente dijo asimismo que “el proceso negociador entre Georgia y Abjasia dura ya más de 11 años”, agregando que “cuando las negociaciones se demoran tanto, se configuran diversos períodos, los de pláticas más intensas y los de estancamiento, lo cual es natural, porque en el proceso negociador ejercen su influencia diferentes circunstancias y ya hubo períodos de enérgicas conversaciones, mientras que ahora se asiste a un período de suspensión, porque nos distrajeron nuestros problemas internos".

"Tan pronto demos solución a nuestros problemas internos vinculados con la campaña electoral y se constituyan nuevos órganos de poder, proseguiremos con mayor eficacia las negociaciones con Georgia. Es preciso continuarlas, no renunciamos a las pláticas, siempre hemos lo manifestado y lo estamos manifestando ahora", agregó Shamba.
Al mismo tiempo, el Primer Ministro de Abjasia, Nodar Jashba, declaró que las autoridades de Sujumi no planean introducir cambios en su postura respecto a las relaciones con Georgia, y señaló que “desde hace mucho nos hemos definido respecto a las relaciones con Georgia y no pensamos reconsiderar nuestra decisión".

"Tenemos una Constitución que reza que Abjasia es un Estado independiente y el pueblo de Abjasia votó por esta Constitución", expresó Jashba.

El Primer Ministro de Abjasia destacó en especial la importancia de las relaciones de su país con Rusia, indicando que "muchos problemas económicos y sociales se resuelven precisamente merced a la asistencia de Rusia".

TURKMENISTAN – KAZAJSTAN - ONU

Ashjabad podría acoger un Centro de diplomacia preventiva de la ONU.

El Presidente de Kazajstán, Nursultán Nazarbáev, propuso al Presidente de Turkmenistán, Saparmurat Niyazóv, examinar la posibilidad de abrir un centro de diplomacia preventiva de la ONU para la región de Asia Central.

En una carta de Nazarbáev dirigida a Niyazóv y publicada en la prensa turkmena, se dice que "la capital de su país pacífico podría reunir condiciones favorables para que el centro en cuestión pueda realizar una actividad positiva y real, cuyo objetivo sería transformar a Asia Central en zona de desarrollo sostenible sobre la base de la coexistencia pacífica de las etnias que la habitan". Nursultán Nazarbáev considera que su propuesta será apoyada por todos los países centroasiáticos, y señala la “ventajosa situación geoestratégica de Turkmenistán, así como su política de neutralidad consecuente y el desarrollo de sus relaciones amistosas con los países vecinos”.

En un artículo publicado este año en el estudio "Crónicas de la 'ONU", el Presidente Saparmurat Niyazóv, también había calificado a Asjabad, como la ciudad ideal para la apertura del mencionado centro, y declaró que “Turkmenistán estaba dispuesto a contribuir a su implementación en la capital turkmena”.

La idea de crear este centro fue presentada en el año 2002 durante la visita efectuada a Kazajstán por el Secretario General de la ONU, Kofi Annan.

 

 

Háganos llegar su opinión sobre este artículo

Si utiliza nuestro material, por favor cite la fuente 

© Copyright 2000-2005 Harrymagazine (www.harrymagazine.com)

Mantenimiento: C & E asociados (www.ceasociados.com)     

 Portada