SIN GREENSPAN Y CON LA CRISIS IRANÍ EN MARZO

 

Febrero de 2006

 

Se fue Alan Greenspan y con el se fueron 18 años al frente de la Reserva Federal (FED por sus siglas en ingles) llegando al relevo Ben Bernanke, cambio que no paso desapercibido en el Mercado internacional de divisas (FOREX por sus siglas en ingles) donde la
debilidad del dólar a inicio de la semana pasada fue evidente.

La publicación del informe del Comité del Mercado Abierto de la FED (FOMC por sus siglas en ingles) ha dejado al dólar bajo una tendencia ganadora, mas allá del incremento de 25 puntos base en la tasa de interés referencial, la importancia de esta reunión para el mercado estaba centrada en las condiciones en que Bernanke recibiría la FED y el margen de maniobra que le daría el FOMC al nuevo presidente. El comunicado nos dejo ver a los operadores que la FED aun esta dispuesta a subir el precio del dinero, condicionado únicamente a los fundamentales que se conozcan durante este mes y parte de marzo. Este escenario aunque incierto no deja de tener sus atractivos, si los mecanismos que estimulan la inflación en una economía mantienen una fuerte dinámica expansionista como lo esta viviendo la economía de los Estados Unidos de América (un fuerte incremento del gasto personal, la confianza del consumidor incrementándose, el incremento de ventas de casas nuevas, precios internacionales de petróleo altos y un mercado laboral en crecimiento) tenemos una mayor probabilidad de aumento de las tasas de interés y en consecuencia la apreciación del dólar.

La nube negra en el horizonte del dólar esta en su propia economía, y es que la política de financiar su gasto con déficit publico y comercial, llamados déficits gemelos, ya son una amenaza para la economía estadounidense, y mas si se observan los movimientos que ha tenido la captación de capital extranjero en títulos del tesoro (TICS por sus siglas en ingles) donde los compradores habituales, como lo son los bancos asiáticos, han disminuido sus compras. Si bien este es un indicador volátil, nos da una clara indicación de la percepción que se tiene de la economía estadounidense en el exterior, si bien se puede esperar un ligero incremento en la captación para mas adelante , este flujo de capitales hacia le economía estadounidense no será eterno, siendo ya una realidad el próximo incremento en 25 puntos base por parte del Banco Central Europeo (BCE) el segundo incremento en cinco años, este incremento si no es correspondido por uno similar de la FED significara para el dólar un mensaje de debilidad, al disminuir el diferencial de tasas de interés entre ambos lados del atlántico, también por ser el inicio
del BCE de una política restrictiva en contraparte de la FED que esta terminando su ciclo de incrementos.


Lo que todo el mundo en los mercados financieros se pregunta es “hasta donde podría llegar la FED en sus incrementos y que afectación tendrá sobre la economía estadounidense” y hay quien se aventura a mencionar un techo en el 5.50%, 100 puntos base mas del actual tipo de 4.50%, dicho escenario no resulta descabellado cuado tenemos en cuanta el ciclo de subidas del
ejercicio pasado, donde en todas las oportunidades que el FOMC tuvo incremento los tipos en 25 puntos base. Ahora bien la probabilidad de que llegue al 5.50% es baja, debido a que la meta fijada de inflación para el 2005 fue alcanzada aun con precios del petróleo altos, con el sector inmobiliario pasando a la economía el costo de la especulación en el sector, y los costos que supuso los huracanes en la costa del Golfo de México tanto por la perdida de producción como el de reconstrucción.

Ese es uno de los factores que llevan a pensar que el precio del dinero no se incrementara mas allá del 5.00% considerando que los precios del petróleo no bajen de los $65 dólares por barril si el precio llegara a ceder en su cotización al mediano plazo este incremento resultara innecesario, porque mas allá de este nivel la economía estadounidense sufrirá debido a que buena parte de su consumo se encuentra financiado por el crédito, afectando directamente a la demanda.

 

Pero los efectos también se dejaran sentir del lado de la oferta al asumir costos mas altos por financiamiento en el capital de trabajo de las empresas su competitividad reducirá drásticamente ante la competencia asiática, ejemplo claro lo tenemos en sectores como el textil y el automotor.

Si bien el movimiento de tasas de interés es una buena estrategia de política económica para influir en el mercado con fines expansionistas o restrictivos, dicha política mantenida durante un largo periodo y con peligro de inflación latente suelen tener como
consecuencia un margen de maniobra limitado ante lo que espera el mercado y lo que las autoridades realizan, originando fuertes movimientos volátiles en los mercados financieros, en general este escenario es lo que el nuevo presidente de la FED, Ben Bernanke, tendrá que prever y solucionar en su momento, situación que afronto Greenspan en 1988 con el crack bursátil de New York.

Hasta aquí llegaremos en el análisis, debido a que el dólar se encuentra en niveles de consolidación, por lo que cabe esperar una mayor corrección a favor del dólar en todos sus cruces la siguiente semana, y los niveles técnicos tendrán que ser estudiados día a día conforme este proceso avance, el sesgo que nos arrojara la siguiente semana el mercado será lateral a favor del dólar. Y como cita importante tenemos a los inventarios semanales de petróleo de EUA y la balanza comercial del mismo país.

Como nota final volvemos al mercado del petróleo el cual podrá tener nuevamente presiones alcistas, en gran parte debido al desafió que implica para la Agencia Internacional para la Energía Atómica la crisis con Irán lo que implicara una aceleración en la toma de decisiones del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas.

 

La presidencia del Consejo de Seguridad durante el mes de marzo corresponde a la Argentina, ya imprevistamente alineada con la posición americana pero luego le sucederá China-.aliado estratégico de Irán y Rusia en este conflicto que -por ahora-se dirime en el campo de la diplomacia si bien vientos de guerra vuelven a agitar la zona.

 

Las declaraciones de Rumsfield en Viena han sido categóricas. Pero en abril sucede a la Argentina la Republica China ,miembro permanente del Consejo de Seguridad, con poder de veto y estratégicamente aliado con Irán ya que ha sido receptor de grandes reservas en euros y dólares de Teherán.


El precio del petróleo aumentará y el objetivo de las petroleras es llevarlo en torno a los 100 dólares el barril. La política energética tiene su propia diplomacia. Y es simplemente de toma de
ganancias.
 

Portada