EL DUNQUERQUE FINANCIERO

CAVALLO VS. CALOMIRIS

FINAL ABIERTO

Por DR. ALFREDO CARELLA

La asepsia de la observación de la situación argentina esta perjudicada por interpretes adscriptos a concepciones ideológicas encubiertas teñidas la mayoría de las veces con una patina académica, por la confusión que suscitan acontecimientos de distinta naturaleza magnos o magnificados y la ausencia de certidumbres.
Las conductas de los principales actores que juegan en el escenario económico político convergen a configurar un panorama signado por altos índices de aleatoriedad.

Las modelizaciones econométricas o la aplicación que podría realizarse de modelos estadísticos complejos o físicos como el movimiento browniano, para explicar el comportamiento de los mercados y ganar dinero ofreciendo certezas fracasan porque o bien se convierten en profecías autocumplidas o porque su abstracción no termina de compadecerse con la realidad.
Las afirmaciones de Gregory Chaitin y Verónica Becher sobre la crisis de la matemática basada en la existencia de un punto "omega" confirmaría "que infinidad de hechos matemáticos se cumplen sin ninguna razón, no sabiéndose por que" y que "que hay problemas que no se pueden demostrar sino que los hay también que no se pueden calcular y cuya respuesta es aleatoria".

En el campo de los estudios sociales ratificaría que lo que se pretende acreditar bajo procedimientos de pura racionalidad es producto del interés de quien lo formula estando sujeto al alea que le introducirá el comportamiento impredecible y las réplicas "científicas" de otros.

Nuestra elección puede ser entonces caprichosa y petulante cuando decimos que nos hallamos inmersos en un estado de tetanización social agudizado por crecientes dosis de depresión y pánico integral, con un tratamiento reduccionista sobre uno de sus aspectos más sensibles del segmento económico, cual es el financiero, íntimamente relacionado con la deuda externa y con el mercado monetario.
Sobre esta base avanzamos en una interpretación sobre la cuestión económico-financiera argentina con un modelo de relaciones conflictuales donde la disputa sobre las candidaturas presidenciales para el 2003 está subsumida, mas que a la deslegitimación de dirigentes políticos,
a la viabilidad mundial de la coexistencia de sistemas de producción de bienes con sistemas de distorsión del crédito y el envilecimiento de la moneda afirmados en el despliegue paroxístico, omnipresente y enceguecedor de la especulación financiera, concentrado en la manipulación de la deuda.

pág siguiente->